Empleo, empleabilidad y RSE

startup-593304_1920En el 2019, más de 212 millones de personas carecerán de trabajo.

La Organización Internacional de Trabajo (OIT) acaba de publicar el informe “Perspectivas sociales y del empleo en el mundo – Tendencias 2015”. Este informe nos presenta el contexto y las tendencias del empleo para los próximos años, hasta el 2019.

Se trata de un documento interesante ya que el empleo no es solo un dato relevante a nivel económico y de competitividad, sino que se trata de un dato vinculado al desarrollo de la sociedad y a las desigualdades sociales de los países.

Este informe nos ayuda a visibilizar las tasas de desempleo por país, a analizar los factores de estas tasas y los factores socio-demográficos que también afectan al desempleo como el envejecimiento de la población o la evolución de las competencias demandadas por los potenciales empleadores.

Algunos datos son interesantes:

  • España se encuentra entre los países con una tasa de desempleo más alta. Las previsiones se encuentran en niveles muy cercanos de países como Sudáfrica, Mozambique, Guadalupe, Martinica o, cómo no, Grecia. (Según la OIT, en 2016 tendremos una tasa de desempleo de 22,8 puntos).
  • Los sectores que representarán la mayor fuente de empleo en los próximos años son los servicios del sector privado (servicios administrativos y servicios a empresas). La oferta de empleo en el sector de la sanidad, del cuidado de personas, de la educación y del trabajo social seguirá en primeras posiciones, aunque disminuirá el crecimiento que han tenido en los últimos años.

Así pues, se prevé que el acceso al empleo seguirá siendo, al menos hasta 2019, una asignatura pendiente en nuestro país a nivel general, siendo esta tasa de desempleo más alta en algunos colectivos y zonas de nuestro país, como sabemos.

El fomento de la creación de empleo y el aumento de la empleabilidad de algunos colectivos son algunos de los ejes de trabajo en RSE que tienen resultados realmente tangibles y relevantes, y por lo que vemos, seguirán siendo necesarios en los próximos años. De hecho, en los últimos tiempos ya se han desarrollado y se han implantado con éxito iniciativas interesantes. Algunas de ellas orientadas a la formación, otras a aumentar las oportunidades de acceso al empleo o a de acceso a un mejor conocimiento de la empresa. Algunas, orientadas a impulsar el emprendimiento y otras tan efectivas y sencillas como facilitar el acceso a ropa más adecuada y “profesional” para las entrevistas de trabajo. En este último caso para colectivos que no pueden pagar este tipo de ropa para sus entrevistas.

Os dejo con algunas iniciativas que me parecen muy interesantes, ya sea por el tipo de aproximación y metodología o por sus resultados:

  • Proyecto “Apadrinando el talento” de la Fundación Princesa de Girona, que facilita el acceso a la empresa y a las redes de contactos de directivos a jóvenes formados que provienen de colectivos o de zonas geográficas en riesgo de exclusión social y laboral. Estos jóvenes carecen de las redes sociales y familiares que pueden ayudarles a introducirse en el sector empresarial. Se trata de un proyecto orientado a primeras oportunidades de empleo.
  • “Aprender trabajando”, proyecto de formación orientado a los jóvenes del colectivo gitano. Un colectivo con una tasa de desempleo de más del 64%, con escasa red de contactos y que sufre discriminación social y laboral. Un proyecto impulsado por Fundación Secretariado Gitano y Cruz Roja que ayuda a la formación dentro de la propias empresas.
  • “Inspira-t”: ¿Qué pasaría si un millón de jóvenes encontraran su inspiración y se movilizaran para activar proyectos que generen empleo y valor social? Este es el reto de Inspira-t. Te animo a ver este vídeo, hecho por uno de estos jóvenes:

  • Fundació Èxit lidera algunos de los proyectos más innovadores en materia de formación para jóvenes. Los proyectos Coach, e-Duo y Yob son sus principales iniciativas. El más conocido es el proyecto Coach, que va ya por su 29 edición y ha ayudado a 754 jóvenes gracias a la colaboración de 49 empresas aportando valor no solo a los jóvenes beneficiarios sino también a las propias empresas.
  • Una iniciativa que personalmente me parece muy interesante y que por ahora nadie ha activado en nuestro país (¿alguien se anima?): “La Cravate solidaire”. Recoge ropa “formal”, y la regala a personas con bajos recursos que necesitan mejorar su “look” para sus entrevistas de trabajo. El hábito no hace al monje, pero ayuda. Completan su apoyo con formación en técnicas para mejorar sus oportunidades en las entrevistas de trabajo.

Existen más iniciativas y proyectos interesantes. No podemos detallarlos todos. Pero esperamos que esta pincelada inspire a empresas a activar acciones en este sentido. Para nosotros la empleabilidad de jóvenes y la generación de oportunidades de trabajo es uno de nuestros temas favoritos.

¿Queréis activar algún proyecto es este sentido y no sabéis ni cómo ni con quién? Estamos a vuestra disposición.

Dolors Vallespí
Directora general The Social Movers

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s