Un consumidor cada vez más concienciado. ¿Y las marcas?

ImageSe acaban de publicar dos nuevos estudios sobre las preocupaciones sociales y medioambientales de los ciudadanos y consumidores y su percepción, opinión y actitud versus a las marcas en esta materia.

Dos nuevos estudios que vuelven a poner de relieve que algo está pasando (o si no, tiene que pasar) en el mundo del marketing, branding, comunicación y sostenibilidad.

El primero de ellos y presentado en las conferencias de “Sustainable Brands” de Londres: ”hábitos del consumidor” del FSC (Forest Stewardship Council) realizado por GFK entre 9.000 personas de 11 países, cuyo objetivo era el de identificar los valores relacionados con el medio ambiente y hábitos de compras del consumidor (http://ic.fsc.org/download.consumer-research-2013.1425.htm).

De este estudio me gustaría extraer un par de datos y conclusiones, invitando a los más interesados a leer todo el estudio.

–       El 84% de los encuestados muestra una alta preocupación por la conservación ambiental. Siendo el 82% cuando hablamos del cambio climático.

–       El 80% de los consumidores cree que las empresas (marcas) deben tener un papel fundamental en la resolución de estos problemas medioambientales (conservación y cambio climático).

–       Es por ello que el 52% de los encuestados declara considerar el impacto medio ambiental en sus actos de compra, siendo el 76% los que opinan ser conscientes de la importancia de sus actos de compra, ya que pueden llegar a marcar la diferencia.

–       Ante esta realidad, sólo el 50% de los encuestados confía en las certificaciones-eco-etiquetas que aparecen en los packagings de producto y tan sólo el 20% confía plenamente en la publicidad de las marcas.

Ello nos lleva a poner de relieve la poca o escasa confianza existente en los mensajes publicitarios de las marcas, así como en su transparencia y honestidad.

Y es que como revela el segundo estudio, el Informe “From transparency to full disclosure” de la Agencia de Comunicación Global Cohn&Wolfe, llevado a cabo en EUU, UK y China entre 3.000 consumidores:

–       El 33% piensa que las compañías sólo dan a conocer lo que necesitan por razones legales.

–       El 22% cree que las empresas sólo divulgan información que muestra la cara amable de su negocio.

–       Y 1 de cada 6 cree que las empresas carecen deliberadamente de transparencia y honestidad.

Dicho estudio muestra la creciente importancia que la transparencia y la honestidad de la empresa/marca pasa a tener como factor clave en la toma de decisiones de los consumidores a la hora de comprar, situándose en tercer lugar después del precio y la calidad.

Y ¿a dónde nos lleva todo esto? Desde The Social Movers queremos extraer algunas conclusiones importantes y relevantes e invitamos a nuestros amigos, seguidores, curiosos y movers a sumergirse en dichos estudios y datos para extraer sus propias conclusiones.

Por nuestra parte:

–       Como ya apuntábamos al principio de este post, algo está pasando por la cabeza del consumidor (y por supuesto ciudadano).

–       Estamos ante una creciente preocupación por la salud de nuestro planeta, por la situación medioambiental y social que estamos viviendo.

–       Preocupación que poco a poco, este ciudadano, va trasladando a sus actos de consumo, premiando o castigando según qué compromisos, actitudes y realidades de las empresas frente a esta situación.

–       Es por ello que las marcas no deben quedarse totalmente pasivas, sino actuar tomando compromisos sociales y medioambientales.

(Y más teniendo en cuenta que el 80% considera que las marcas y empresas deben tener un papel fundamental en la resolución de estos problemas)

–       Pero de nada sirve seguir instalados en el viejo paradigma de la inclusión de un eco-logo “y listos” o de la simple campaña green (eco o verde o como la queramos llamar) de lavado de cara.

–       Las marcas deben adoptar un compromiso serio, firme, real y por supuesto tangible con esta realidad.

–       Construir sobre realidades y hechos y no sobre “la magia de la publicidad”.

–       Ser honestos y transparentes y no sólo comunicar, sino generar engagement y vínculo entre el consumidor (y ciudadano) y el compromiso y contenido social y medioambiental de la marca.

En definitiva, el momento ideal para las marcas para revisar su responsabilidad, ejecutarla con total transparencia y honestidad, acercarse al consumidor/ciudadano a través de hechos y propuestas de valor y estar a su lado frente a sus preocupaciones que también son y deben ser las de las marcas.

Luis Ribó

Director Estrategia

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s